Yashica propone una cámara digital con carretes «digiFilm» que no son carretes de película ni almacenan fotos

Your ads will be inserted here by

Easy AdSense.

Please go to the plugin admin page to paste your ad code.

27a6c89d123c4cf63e2a05596b1483a2 original

Yashica llevaba varias semanas dejando pistas sobre su regreso con una “cámara sin precedentes”. Se trataba de la cámara Yashica Y35 recién aterrizada en Kickstarter. Que un par de chavales utilicen Kickstarter para financiar su idea, bien. Que haga eso mismo una marca histórica como Yashica, raro. Pero eso es lo menos raro del regreso de Yashica — “regreso” si logra la financiación en Kickstarter, que es “a todo o nada”.

La Y35 revive en plástico “con acabado metálico” (léase, en plástico) la Yashica Electro 35 GSN, o es algo que se parece mucho. Pero de plástico. Eso sí, pagando un extra la correa de será de “cuero auténtico”. La Yashica Y35 cuesta entre 150 dólares (con un carrete) y hasta más de 300 dólares con cuatro carretes, correa de cuero y empaquetado especial.

4aee1ffdec04aa7c4a6ab34dd0d30427 original

Por algún motivo la Y35 tiene un sensor de cámara de teléfono móvil, del mismo tamaño y con lo mismos megapíxeles (14). Funciona con dos pilas de tipo AA, tiene un objetivo fijo de 35 mm (f/2.8, cualquier móvil bueno tiene una apertura mayor), no tiene pantalla (para menús de ajuste y previsualizar) y utiliza algo parecido a “carretes” que Yashica llama “digiFilm.”

Your ads will be inserted here by

Easy AdSense.

Please go to the plugin admin page to paste your ad code.

Sin embargo la cámara es digital —de las normalitas— y almacena las imágenes en una tarjeta SD. Así que los carretes no sirven para nada más que para modificar la forma en la que funciona la cámara.

Por un lado los “falsos carretes” sustituyen a los filtros y efectos habituales en las aplicaciones de cámara de los móviles, de Instagram o que se pueden aplicar a través de un programa de edición de imágenes, eliminado el concepto de “editar fotografías”.

Y por otro lado los no carretes son un reemplazo a los botones y menús de ajustes de la cámara por elementos físicos que se cambian según el efecto que se quiera conseguir — lo cual tiene su punto, aunque lo cierto es que no parece muy práctico.

De entrada habría tres no carretes: de uno de alta sensibilidad (ISO 1600) con grano, uno en blanco y negro (ISO 400), uno de alta nitidez (ISO 200) y uno que simula el formato 120.

Por cierto que con la Yashica Y35 antes de cada disparo hay que “avanzar” el “no carrete.”

# Enlace Permanente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*