La India pierde el aterrizador y el rover de la misión Chandrayaan 2

Separación
Momento en que la trayectoria real (verde) comenzó a separarse de la programada (rojo) – ISRO

Todo iba bien con el descenso del aterrizador Vikram de la misión Chandrayaan 2 hasta que en un momento dado las pantallas del centro de control se quedaron congeladas, sin actualizar más datos.

Tras unos minutos de incertidumbre K. Sivan, el director de la Agencia India de Investigación Espacial (ISRO), confirmaba a una altura de 2,1 kilómetros sobre la superficie de la Luna se había perdido el contacto con Vikram y que seguían analizando los datos.

Pero aunque en los primeros minutos cabía considerar la posibilidad de que Vikram hubiera seguido con su programación y que hubiera aterrizado de una pieza y de que sólo se tratara de un problema con las comunicaciones lo cierto es que se les da por perdidos tanto a él como al rover Pragyan.

Así que Chanrdayaan 2 será una misión en órbita lunar. El orbitador, que no ha sido bautizado, estudiará la superficie de a Luna en lo que se refiere a su topografía, composición mineral y abundancia relativa de elementos; también estudiará la exosfera lunar. Tiene una vida prevista de un año.

Es el segundo intento de alunizaje que fracasa en 2019 tras el del aterrizador israelí Beresheet. Aunque hay que recordar que a principios de año conseguía hacer aterrizar con éxito la misión Chang’e 4 en el lado oculto de la Luna; es la primera vez que una misión espacial aterriza allí.

El puesto de cuarto país en posar una misión sobre la superficie de la Luna tras la Unión Soviética, los Estados Unidos y China sigue vacante.

# Enlace Permanente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*