El «cazador de tormentas» de la Agencia Espacial Europea ya está instalado en la EEI

ASIM en Columbus

Lanzado en la cápsula de carga Dragon 14 el ASIM, de Atmosphere-Space Interactions Monitor o Monitor de Intercacciones entre la Atmósfera y el Espacio de la Agencia Espacial Europea ya ha quedado instalado en el exterior del laboratorio Columbus de la Estación Espacial Internacional. Es la caja con dos paneles azulados que apunta hacia la Tierra desde el armazón que hay en el extremo de Columbus.

Para ello controladores en tierra han usado el brazo robot de la Estación Espacial Internacional, de tal modo que los tripulantes de la EEI no han tenido que dedicarle ni medio segundo a la instalación del ASIM. Lo único que han tenido que hacer es encenderlo desde dentro de Columbus, algo de lo que se ha encargado Norishige Kanai.

ASIM, también conocido como el cazador de tormentas, tiene como objetivo estudiar los efectos luminosos transitorios y los brotes de rayos gamma terrestres. Los efectos luminosos transitorios (Transient luminous event o TLE en inglés)) son fenómenos eléctricos que ocurren bastante por encima de las altitudes de los destellos normales; los brotes de rayos gamma terrestres (Terrestrial gamma-ray flashes o TGFs en inglés) son descargas altamente energéticas que se producen en la atmósfera de nuestro planeta pero cuyo origen se desconoce, aunque los científicos piensan que están muy relacionados con los ELT.

TLE de todo tipo y color
TLE de todo tipo y color

Para estudiarlos ASIM cuenta con dos instrumentos, el Modular X and Gamma Ray Instrument (MXGS), de Instrumento modular de rayos X y gamma, y el Modular Multi-Imaging Assembly (MMIA) o Conjunto multi-imagen modular. El primero cuenta con un detector sensible en la gama de los 15 keV a los 400 keV y con otro sensible entre los 200 keV y los 40 MeV. El segundo es un sistema óptico –una especie de cámara– capaz de captar 12 imágenes por segundo en las bandas de 777,4 nm y 337 nm a intervalos de 5 nm.

Instrumentos de ASIM
Arriba a la izquierda los objetivos de MMIA. El panel grande «plastificado» esconde el MXGS

La idea es que los datos obtenidos por los dos instrumentos de ASIM contribuyan a una mejor comprensión de la atmósfera superior de la Tierra. En concreto, según la ESA, debería ayudarnos a

  • Obtener un estudio exhaustivo de la frecuencia de aparición de TLE y de los TGF a escala global.
  • Estudiar la física de los TGF y su relación con los TLE.
  • Estudiar la física de los TLE.
  • Determinar las características que hacen que las tormentas eléctricas produzcan TLE y TGF.
  • Estudiar el acoplamiento a la ionosfera de tormentas eléctricas y TLEs.
  • Estudiar los efectos de las tormentas eléctricas y los TGF en los cinturones de radiación de la Tierra.

El instrumento está en Twitter como @ASIM_Payload.

# Enlace Permanente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*