Diez años desde el tuit que puso de moda que las misiones espaciales tengan Twitter

Less than 20 days till I land on Mars!

— MarsPhoenix (@MarsPhoenix) 8 de mayo de 2008

En mayo de 2008 la sonda Phoenix de la NASA estaba en los últimos días de su viaje rumbo a Marte, donde donde tenía previsto aterrizar el día 25. Ese día era un domingo. Justo el domingo anterior al Día de los caídos, una fiesta nacional en los Estados Unidos que se celebra el último lunes de mayo.

Esto tenía preocupada a Veronica McGregor, la responsable de prensa del Laboratorio de Propulsión a Chorro, del que dependía la sonda, ya que estaba convencida de que en un fin de semana largo prácticamente nadie iba a estar siguiendo la cobertura de la llegada de la misión a Marte en los medios tradicionales.

Así que pensó que podía ser interesante utilizar Twitter, que por aquel entonces apenas tenía dos años, para ver cómo funcionaba aquello de que las personas aquejadas de espaciotrastorno pudieran seguir las novedades de la misión desde sus móviles gracias Twitter; ella misma podía enviar los mensajes desde prácticamente cualquier sitio vía SMS, sin necesidad de pasar por ninguna oficina de prensa ni nada parecido.

Ni corta ni perezosa montó la cuenta @MarsPhoenix y lanzó el tuit que está ahí arriba el 7 de mayo de 2008: «¡Menos de 20 días para que aterrice en Marte!». Un tuit que aún pasados estos diez años no tiene más que un retuit y siete me gusta.

Pero la noticia de la creación de la cuenta fue publicada en unmannedspaceflight.com, lo que le valió hacerse con sus primeros 3.000 seguidores. Al día siguiente ya eran 6.000 y para cuando la noticia saltó al resto de Internet la cuenta de seguidores se disparó. Y hoy en día, casi diez años después del fin de la misión, y con la cuenta prácticamente inactiva desde 2010, conserva casi 300.000.

La creación de esta cuenta y su éxito, al permitir a los responsables de la misión comunicarse directamente con los interesados en seguirla sin necesidad de depender de que en los medios de comunicación tradicionales les hicieran caso –aunque esto no quita para que siga siendo necesario divulgar a través de ellos– ha marcado un antes y un después en la comunicación de la investigación espacial.

De hecho hoy en día prácticamente todos los astronautas en activo tienen cuentas de Twitter –de hecho los seis tripulantes actuales de la Estación Espacial Internacional están en Twitter– y también usan en mayor o menor medida otras redes sociales. Y es rara la misión espacial que no tiene cuenta en Twitter, cuando no varias.

Y también es muy habitual que las agencias espaciales como la ESA o la NASA inviten a usuarios de redes sociales a eventos que organizan con ocasión del lanzamiento de alguna misión, de su llegada a destino, o similares. Hasta tienen, cómo no, cuentas en Twitter para esto, @Social4Space y @NASASocial.

En definitiva, diez años de bonanza no sólo para quienes tienen que comunicar los avances en la exploración del espacio sino también –y en especial, diría yo– para quienes queremos estar al tanto de ello.

# Enlace Permanente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*